martes, 2 de octubre de 2007

Payasadas

En el grupo de Lectores Furiosos, de mi compadre Ng, propusieron dentro de los libros a comentar el libro “Payasadas” de Kurt Vonnegut, de quién él es admirador. La admiración de Ng. por Vonnegut hizo que me contagiara a mí también con su lúcida escritura, regalándome el libro “Pájaro de celda”, yo en el trueque modestamente y nunca quedando a la altura, le regalé una brújula para que no perdiera nunca el norte, espero que le haya servido.

Leer a Vonnegut es uno de esos placeres que nos da la vida, el libro Payasadas no lo encontré en papel, al parecer no se editó acá, pero el amable toro lo tenía dentro de su colección, lo que me permitió obtenerlo.
Payasadas o ¡Nunca más solo!, fue escrito en 1976 y según dice Vonnegut, es lo más parecido a una autobiografía, la que es mezclada o es revelada por la historia de ciencia ficción sobre la vida del Dr. Wilbur Narciso-11 Swain. Wilbur vive en una destruida Norteamérica de la que llegó, a pesar de su “anormalidad”, a ser presidente. Habita el primer piso de Empire States junto a su nieta embarazada de 16 años, Melody Oropéndola-2 Von Peterswald y el amante de ella, Isadore Melocotón-19 Cohen. Wilbur reside en la “Isla de la Muerte” nombre que se le da a Manhattan, luego que fue arrasada por una plaga llamada “La muerte verde”. Wilbur plasma su vida en un libro que sabe no se leerá, ya que los jóvenes no saben leer, Wilbur sufre de un hipo senil que lo hace terminar cada párrafo con un “Hi ho”.
El planeta fue afectado por la variación de la gravedad que al disminuir, hizo que todo se volviera un caos, incluyendo la anatomía humana al sufrir frecuentemente de erecciones, las que no tienen nada que ver con sexo (nota a Jinekoloko), solo es un fenómeno físico. Wilbur nació en Nueva York, junto a su hermana gemela heterocigótica Eliza, ambos sufrían de una patología llamada neandertaloides, de niños ya tenían rasgos de adultos, se creía que no eran inteligentes y que morirían antes de los 14 años. Dada la anormalidad, su feo aspecto y la poca esperanza de vida, sus padres (muy ricos ellos) pensaban y esperaban que murieran pronto, para lo cual adaptaron una gran casa de campo para las necesidades de estos pusilánimes seres. Sin embargo a medida que se fueron desarrollando y creciendo, los hermanos ocultaron la genialidad que involucraban sus cabezas juntas, algo como una complementación de transmisión neuronal o telepatía a corta distancia, mientras estaban en esta complementación se autobautizaron como Betty y Bobby Brown, que fueron los que crearon varios escritos sobre diversos temas: científicos, sociales, etc. que ocultaron en una urna de un mausoleo familiar que estaba en el lugar que habitaban. Todo este paraíso construido por estos particulares seres, se desmorona al tener que contar que no son retrasados y al no comprender su entorno, la genialidad que involucraba los hermanos juntos.

Puedo seguir escribiendo y contando el libro pero me parece una injusticia para los que no han tenido el placer de leerlo y una lata para los que ya se aburrieron con este post pero hay muchas partes del libro que me pegaron como yunque en la cabeza,

La manera como Eliza recita a su hermano estos versos de Shakespeare:
¡Oh! ¿Cómo puedo cantar tus méritos cuando eres la mejor parte de mí misma? ¿De qué me servirá alabarme?
¿Y qué hago cuando te alabo sino cantar mi propia alabanza?

Por esto vivamos separados y que nuestro caro amor deje de ser una sola cosa y que por esta separación pueda darte lo que te es debido, lo que tú solo mereces.

La adopción de Wilbur de esta frase de Hipócrates, que por lo demás todos deberíamos adoptar:
Si no puedes hacer el bien, por lo menos no hagas daño.

Pero hay un párrafo al comenzar el libro, donde Vonnegut resume el ideal del amor (para mí), despojándolo del idealismo y volcándolo al recuerdo que puede llegar a dejar la experiencia de compartir con alguien, los dejo con ella, para los que no se aburrieron antes y llegaron hasta acá:
He tenido algunas experiencias con el amor, o por lo menos pienso que las he tenido. En todo caso, las que más me han gustado podrían fácilmente ser descritas como «simple decencia». Traté bien a una persona durante un corto tiempo, o quizás incluso durante un largo tiempo, y esa persona a su vez me trató bien a mí. No es forzoso que el amor haya tenido algo que ver con eso.
Además, soy incapaz de distinguir el amor que siento por la gente del amor que siento por los perros.
De niño, cuando no estaba viendo a algún cómico en una película o escuchándolo por la radio, solía pasar mucho tiempo revolcándome sobre la alfombra con perros cuyo afecto estaba desprovisto de todo sentido crítico.
Y todavía lo hago con frecuencia. Los perros se cansan, se sienten desconcertados e incómodos mucho antes que yo. Podría pasarme la vida en eso.
Hi ho.




En la Imagen, Kurt Vonnegut

16 comentarios:

Daniel dijo...

Seré sincero: Primera vez que escucho hablar del autor y del libro, pero por lo que cuentas en el post suena bastante interesante, sobre todo el mundo que creó para esta novela.
Saludos

Don Chere® dijo...

Que se puede decir ante un autor que NUNCA has escuchado en tu vida...chucha, nada...

Cuídate no más.-

clauarroyo dijo...

Nunca había escuchado de Vonnegut, pero me sentí muy identificada con el amor a los perros, les hablo las cargoseo tanto que las aburro y las dejo totalmente desconcertadas que me dejan en absoluta soledad, pero para mí es un amor infinito difícil de explicar.

Saludos Vero.

Vote x Monchito®, su candidato regalón dijo...

Verito, me uno a los otros comentarios...

Nunca habìa escuchado a este autor, menos sus libros.

Cuando me haga un tiempo buscare un poco mas de información..

Un abrazo

Monchito

franco ferreira dijo...

qué quiere que le diga. Yo tampoco ubicaba al autor, pero la cantidad de reflexiones que te despertó me parecieron suficientes para saber que alñgo se traen entre manos.
No me aburrí con el post. de hecho me dejó pendiente hasta el final.
Y creo, además, que escogiste muy buenas frases del texto. Citas que dan en el clavo, no?
Un gusto leerte otra vez.
Nos posteamos ;)

psichodelyka dijo...

no tengo idea sobre el autor...
jejejeje
besos
xaolín!

SENSACIONES dijo...

hola me encanto me encanto tu blog
los diseños los textos las imagenes todo muy lindo
muy lindo texto..

no conozco al autor

un beso y una flor para ti

BELMAR dijo...



«Vi las mejores mentes de mi generación destruidas por la locura, hambrientas histéricas desnudas, arrastrándose por las calles de los negros al amanecer en busca de un colérico pinchazo, que pobres y harapientos y ojerosos y drogados pasaron la noche fumando en la oscuridad sobrenatural de apartamentos de agua fría, flotando sobre las cimas de las ciudades contemplando jazz.»


http://tiedgirls.blogspot.com/

http://belmarsoundtrack.blogspot.com/

Alejandra dijo...

Me sumo a los comentarios de quienes no conocen al autor.... nunca lo había oído.
Qué lata cuando no los editan acá.
Su definición del amor es interesante, concuerdo con ella en varios puntos.
Saludos y buen fin de semana...

BELMAR dijo...

...y que te parecieron los cuentos?
...y el "nuevo" término?

Verónica dijo...

Bueno que les puedo decir, no sé que pasa en este país, los libros son muy caros, las editoriales ahí no más. Pero para los que quieran leer algo de Vonnegut o el autor que quieran este link es bueno y gratis

www.librostauro.com.ar

S a l u d o s

Feliz fin de semana!!

BELMAR dijo...

no sé si habrá muerto...
(lo tiene que decidir ella)
cual término usabas?

markin dijo...

cada vida con su singulariadad pareciera una payada... Realmente un autor NN que de seguro tiene su encanto y algo oculto que da goce, como te lo dio a ti. No hay libro malo... para alguien es el texto perfecto. Para otros, una experiencia más.

Miss Rollo dijo...

hola! llegué a tu blog, justamente buscando payasadas, que lo tuve y lo perdiiiiiiiii
lo compré a un peso, y ahora me quiero morir por haberlo perdido. es de mis libros preferidos. tambien buena puntería, barbazul, matadero cinco. Amo a vonnegut. Muy bueno tu blog!!!!!!!!!

JCB dijo...

Lo diré así. Uno de mis autores FUNDAMENTALES. Y uno de sus libros que más disfruté. Hi-Ho.
Atte

Marcos Arcaya Pizarro dijo...

creo que es una novela más mala que pegarle a la mamá, pero no pude dejar de leerla hasta terminarla.
efecto Vonnegut.


De Quino
Si le parece que una de las fotografías de este blog le pertenece y le molesta que esté aquí, hágamelo saber y se removerá, así tal cual como por arte de magia.